¿QUÉ ES UN LODGE DE PESCA?

6

El término inglés lodge es la palabra más usada para hacer referencia al alojamien­to donde se pernocta entre jornadas de pes­ca. Pero no sólo eso, es donde se convive con otros pescadores, se respira un ambiente especial y desde donde se planifican las jornadas. No es un hotel al uso, sino un estableci­miento ideado por y para pescadores, en el que todo está pensado para satisfacer las ne­cesidades y cumplir los deseos de quien ha desembolsado una cantidad de dinero para encontrarse en un entorno de este tipo.
En la mayoría de los países, la calidad de los lodges puede calificarse de excelente, contando con todas las necesidades básicas y algunos lujos en un entorno en el que la de­coración y los detalles están especialmente cuidados. Casi todos ellos suelen estar situa­dos a la orilla de ríos, lagos o playas en en­tornos naturales, y en su interior es fácil en­contrar pequeñas bibliotecas con literatura piscatoria, zonas para el montaje de moscas artificiales y preparación del equipo, bar y restaurante para los clientes, además de una atención personalizada las 24 horas del día, ya que se amoldan a los horarios de pesca.

Los mejores lodges de pesca del mundo

Aunque están repartidos por todos los rincones de pesca del planeta, existen países o regiones donde es afamada la calidad de los lodge, así como la cantidad de establecimientos disponibles para hacer un viaje de pesca. Si hubiera que hacer un ranking con los mejores, estarían la Patagonia chilena y argentina, sin duda algunos de los lodges de Escocia o de Irlanda, algunos de Centroeuropa situados en los Alpes de Austria o Suiza, los del paraíso truchero de Nueva Zelanda y los más típicos de Norteamérica en Alaska o la mítica Montana.
No es fácil catalogar aquellos lodges con mejores servicios, pues en gran medida depende del éxito de nuestro vaje de pesca, de la suerte y de lo afortunado que esté el guía en su momento. Sí se puede en cambio hacer un ranking de los mejores lodges de pesca en base a su establecimiento, la cantidad de lujo que ofrece y las posibilidades de pesca que ofrece por el lugar en el que están ubicados. Es el caso del Top Ten con los mejores lodges de pesca a mosca en el mundo que en su día estableció la revista Forbes, todo un icono del buen vivir.
lodge de pesca, viajes de pesca, guía de pesca

Gander River Fishing Lodge (Canadá), uno de los más exclusivos del mundo.

Qué se puede esperar de un buen lodge

Una buena ubicación. Después de haber recorrido miles de kilómetros lo menos que se puede esperar de un buen lodge es estar localizado en un lugar estratégico desde el cual operar. Estar a un radio de unas dos horas de las zonas de pesca es más que razonable.
Tranquilidad. No sólo hemos venido a pescar, sino también a relajarnos y dormir. Evita por tanto aquellos que estén en las ciudades o en zonas ruidosas (aunque apenas existen). Lo normal es que te encuentres en medio de la naturaleza y en un entorno salvaje.
Guías de pesca de calidad. Un buen lodge mantiene un equipo de guías estable, lo cual le permite ofrecer experiencia en todos los sentidos: conocimiento de las zonas de pesca y saber hacer con los clientes.
Traslados. Un buen lodge da un servicio completo que incluye la recogida y entrega del cliente a su punto de llegada al país (aeropuerto, estación, hotel) hasta sus instalaciones. Ese trayecto es el primer contacto a menudo con los guías y el método de romper el hielo con ellos de cara a los siguientes días.
Equipo para comprar o alquilar. Algo imprescindible por si surge cualquier imprevisto, como deferencia hacia los clientes o como un servicio más que se puede contratar. En el caso de las moscas o señuelos, lo más probable es que nos permitan adquirir los más efectivos de la zona a un precio no siempre módico.
Trato familiar y cercano. Vamos a estar conviviendo con otros pescadores, los guías y los propietarios durante varios días, en una zona remota. Es algo que suele ser normal, pero el trato con éstos se hace mucho más fácil cuando dan todas las facilidades y te acogen como si fuese se casa. Durante un viaje de pesca es habitual entablar amistad con los propietarios del lodge, comer o cenar con ellos, pasar largas horas charlando y hasta compartir una copa con ellos. Es parte del encanto.
Decoración y ambiente acogedor. Los tonos rústicos hacen mucho más agradable una estancia, más aún si el establecimiento está decorado con equipos de pesca, fotografías, libros o mapas de los ríos cercanos. Todo eso es imprescindible para sentirse a gusto después de haber desembolsado una cantidad de dinero.
Comida a la altura. Es común que durante la temporada de pesca los lodges contraten a un chef que se ocupe de los menús diarios de los clientes. Por si acaso, no es mala idea consultar antes de contratar cómo y quién prepara las comidas. Lo más normal es que el desayuno sea copioso, con todo tipo de alimentos, el lunch vaya preparado para tomarlo a pie de río y la cena sea más elaborada, pues es el único momento en el que coinciden todos los inquilinos del lodge: guías, clientes y dueños.
Artículos relacionados: 10 cosas que debes saber sobre los guías de pesca

Sobre el autor

Enrique Aguado

Email Sitio web

Este periodista madrileño lleva toda su trayectoria profesional vinculado a la pesca en medios especializados. Durante 15 años trabajó en la revista Trofeo Pesca (9 de ellos como director) y escribió artículos para diversas publicaciones. Reside en Miami (Estados Unidos) y es consultor de contenidos online, social media y marketing digital. En su currículum también figuran trabajos para suite101.net, la Asociación de la Prensa de Madrid, ikreate.es o como account manager para agencias de comunicación. www.cosaschulasdepesca.com es su web personal con contenidos diferentes y personales sobre la pesca.

6 Responses

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *